Qué entendemos por Naturopatía

Si quisiéramos buscar una definición de Naturopatía posiblemente nos quedaríamos muy cortos.

Intentar limitar la extensa visión que tiene el concepto natural sobre las alteraciones psicisomáticas en el ser humano y en los animales que forman parte de nuestro ambiente cotidiano, sería efímera y seguramente transgresora, ya que en algún o algunos instantes invadiríamos el terreno de la medicina oficial, y ése no es nuestro camino.

Somos muy conscientes de las continuas agresiones por parte de la "oficialidad" y medios de comunicación, con el objetivo explícito de menospreciar y a veces ridiculizar nuestro trabajo, pero éste trabajo, por mucho que se quiera emulsionar para intentar desestabilizarlo, siempre conseguirá establecer los límites de ambas parcelas (Medicina y Naturopatía), porque como todos sabemos, tras la tempestad siempre llegará la calma.

La Naturopatía es una filosofía de vida en la búsqueda de un equilibrio por vías naturales, del cuerpo, la mente y el espíritu. Existen varias ramas o tendencias de vida saludable (Naturismo, Vegetarianismo, Ovo-Lacteo-Vegetarianos, Macrobióticos, etc.....), pero no por comer carne hemos de decir que no somos naturistas, simplemene utilizamos todo lo que la nauraleza nos ofrece para nuestra integración y evolución.

Los Naturópatas somos los responsables de la divulgación de las prácticas de una vida saludable, y para ello tenemos a nuestro alcance herramientas profesionales para tal fin, tanto físicas, energéticas o vibracionales; no obstante a veces caemos en el error al pensar que ésto ya está superado y buscamos respuestas quizás en lugares equivocados.

Desde hace ya algunos años, han aparecido profesionales que están queriendo instaurar conceptos metafísicos y cuánticos para querer dar un paso "mas allá" de lo visual, tangible y asimilable, incurriendo a veces en el error de dar mayor importancia a lo que "NO SE VE" que a lo que tienes delante de tí, y que forma parte de tu naturaleza existencial.

Por la esencia del ser humano, estos conceptos son más llamativos que el conocer las características fundamentales de una manzana, el keffir, el agáricus o la melisa, entre otros muchos. Ambos concepto son totalmente integrables, pero creo, bajo mi humilde opinión, que antes de conocer estas dimensiones extrasensoriales hagamos un CumLaude sobre lo que encontramos en nuestras fruterías o carnicerías, porque al final es lo que va a conseguir, bajo un equilibrio psicofísico, que podamos integrar ambas cuestiones.

Hemos abierto tanto el abanico de los temas que componen la Naturopatía que se nos hace demasiado grande y voluptuoso, con el peligro de querer abarcar más de lo que podemos asimilar, y éso está integrado en nuestro subconsciente porque siempre estaremos dispuestos a dar un paso más, sin mirar en muchas ocasiones el terreno que estamos pisando.

No pretendo, en ningún momento, colocar en un lugar preferente alguna de las dos visiones de la Naturopatía, pero sí hacer un inciso de sentido común para que conozcamos en profundidad lo que tenemos al alcance de nuestros sentidos y una vez lo conozcamos, lanzarnos a descubrir nuevas formas de entendimiento.

Por todo ésto, y de forma muy resumida, mi dedicación está centrada a la divulgación y formación de algunos elementos indispensables para alcanzar un buen equilibrio psicofísico, bajo un método diagnóstico (La Iridología) y modelos (Dietética y Nutrición, Esencias Triunidad, Homeopatía funcional, Biosales de Schüssler, Oligoterapia, Fitoterapia y Terapia Ortomolecular) aplicables para tratamiento y desarrollo normal de nuestro cuerpo, nuestra mente y nuestro espíritu.

Os animo a que os integreis en el curso de Naturopatía Integral Aplicada donde encontrareis muchas respuestas a un elevado número de preguntas, y aprenderéis que, con un poquito de estudio y dedicación, podreis ayudar a cuantas personas lleveis vuestro mensaje.

Luis Manuel Egea